YPF agotó el primer tramo del bono para minoristas y lo expande a $150 millones

Los afiches promocionales en la calle, sumados a la publicidad en televisión y la necesidad de la gente de resguardarse de la inflación hicieron que la colocación de los bonos de YPF entre el público minorista arrancara ayer con el pie derecho.

En un solo día (la colocación concluye el viernes) vendieron casi el total de la emisión de $50 millones, por lo que finalmente la petrolera optaría por ampliar la emisión hasta los $150 millones.

A diferencia de otras colocaciones, esta vez la firma comandada por Miguel Galuccio se concentró en el pequeño ahorrista, que respondió a la propuesta pese a que en muchos casos no tenga experiencia en este tipo de emisiones ni conozca sus riesgos.

YPF desplegó toda la artillería para publicitar sus nuevos bonos ­que tienen un año de duración y una tasa del 19% ­ y pidió a los bancos colocadores que hicieran lo mismo con sus clientes. Así lograron en el primer día de venta un volumen mayor al esperado por los propios agentes colocadores.

"Generalmente, el mayor caudal de demanda se observa hacia el final de la colocación. Hace rato que no vemos tanta demanda en el primer día ", explican a Clarín desde un banco. "Jugó un papel crucial la publicidad que hicieron durante el fin de semana, especialmente durante las transmisiones de Fútbol Para Todos", agregaron desde otra entidad.

No obstante, los propios colocadoras (Galicia, Provincia, BACS, Hipotecario, Macro, Santander Río, Francés, Nación y Credicoop) destacan que en su mayoría los interesados carecen de experiencia en inversiones. Por eso, para cubrirse de un posible reclamo a futuro, la CNV elaboró un cuestionario que pidió a las entidades que formulen a sus clientes antes de subscribir las ON, en donde se realizan diferentes preguntas para determinar cuál es el perfil inversor de cada individuo en relación con el riesgo.

Algo que no explican las publicidades es que, pese a que la tasa promocionada es del 19% ­mejor que un plazo fijo a un año, que da menos del 16%­, a ese rendimiento hay que descontarle el costo de la custodia de esas ON que algunos bancos aplican y el dinero que las entidades retienen en cada pago de intereses mensuales. Es decir que, según el banco, la tasa anual caería del 19% a 18% o 17 por ciento.

Además, la subscripción tiene un año de duración y, si un inversor necesita recuperar su dinero antes de ese plazo, al vender los bonos es probable que termine perdiendo dinero. "Al tratarse de una emisión tan chica es difícil que se arme un mercado secundario con liquidez", explican desde una entidad.

"A los que tienen expectativas de devaluación les conviene más comprar un bono dollar-linked", explica una de las fuentes consultadas. De hecho, el lunes que viene YPF volverá a colocar este tipo de deuda atada al dólar ­que ningún banco aún está ofreciendo a sus clientes­, y una serie en pesos, por un total de $4.000 millones (ampliable a $4.500 millones). El financiamiento a través de ahorristas ya se vio en los 90, en medio de las privatizaciones.

 


Cargando...

YAHOO FINANZAS EN FACEBOOK

 
Cotizaciones recientes
Símbolo Precio Variación % Cmb 
Los teletipos visualizados más recientemente aparecerán aquí automáticamente si escribís el teletipo en el campo "Ingresar símbolo/compañía" en la parte inferior del módulo.
Debés habilitar las cookies del navegador para ver tus cotizaciones más recientes.
 
Iniciá sesión para ver las cotizaciones en tus portafolios.