Finalizó la reunión de la CELAC con una expresión de apoyo a la Argentina en la disputa por Malvinas

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) reiteraron "su más firme respaldo a los legítimos derechos" soberanos de la Argentina en Malvinas y anunciaron una nueva gestión ante el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, para promover la reanudación de negociaciones entre la Argentina y el Reino Unido.

Los 33 países que componen la CELAC expresaron su postura mediante un "comunicado especial" que, junto a otros, fue dado a conocer al concluir la cumbre que se desarrolló en la capital chilena.

También hay una mención a la cuestión Malvinas en el punto cuatro de la Declaración de Santiago, el documento final de la cumbre.

En el comunicado especial sobre el tema, los firmantes destacaron en particular "la permanente actitud constructiva y disposición del Gobierno argentino para alcanzar, por la vía de las negociaciones, una solución pacífica y definitiva".

"Las jefas y los jefes de Estado y de Gobierno de América Latina y el Caribe, reunidos en Santiago, reiteran su más firme respaldo a los legítimos derechos de la República Argentina en la disputa de soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes", afirmaron.

En el mismo párrafo inicial, los presidentes expresaron "el permanente interés de los países de la región en que los Gobiernos de la República Argentina y del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte reanuden las negociaciones a fin de encontrar, a la mayor brevedad posible, una solución pacífica y definitiva a dicha disputa".

En este orden, recordaron "los pronunciamientos pertinentes de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y de la Organización de los Estados Americanos (OEA), tal como lo han manifestado en las anteriores Declaraciones del Grupo Río y de la Cumbre de América Latina y el Caribe (CALC)".

Los presidentes reiteraron además la importancia de observar lo dispuesto "por la Resolución 31/49 de la Asamblea General de las Naciones Unidas que insta a las dos partes a que se abstengan de adoptar decisiones que entrañen la introducción de modificaciones unilaterales en la situación mientras las Islas estén atravesando por el proceso recomendado por la Asamblea General".

En este contexto, destacaron en el punto cuarto del comunicado, "la permanente actitud constructiva y disposición del Gobierno argentino para alcanzar por la vía de las negociaciones una solución pacífica y definitiva a esta anacrónica situación colonial en suelo americano".

Finalmente, solicitaron a la conducción del bloque regional "una nueva gestión ante el Secretario General de las Naciones Unidas, señor Ban Ki-moon, para conocer el estado de avance de sus gestiones en el marco de la misión de buenos oficios que le fuera encomendada por la Asamblea General a fin de que se reanuden las negociaciones entre la Argentina y el Reino Unido tendientes a encontrar a la mayor brevedad una solución pacífica a la disputa de soberanía, referida a la Cuestión de las Islas Malvinas".

Antes de la divulgación del comunicado, en el plenario fueron varios los mandatarios que se refirieron en sus discursos al reclamo argentino, con respaldo regional, respecto de la soberanía en Malvinas.

El vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, leyó una carta firmada por Hugo Chávez que contenía un pronunciamiento contundente sobre el tema.

Allí Chávez condenó además la "militarización progresiva de las Islas Malvinas" por parte de Gran Bretaña y llamó al cumplimiento de las resoluciones de la ONU.

"Ratificamos la denuncia y la condena del vergonzoso bloqueo imperial a la Cuba martiana y revolucionaria; la continua colonización; y, ahora, la militarización progresiva de las Islas Malvinas", dijo Chávez en la carta que escribió con tinta roja en La Habana, donde sigue internado.

El presidente de Venezuela señaló que "ambos hechos son violatorios de todas las resoluciones que ha emitido las Naciones Unidas para salvaguardar los derechos de los pueblos cubano y argentino, pero sin voluntad alguna de parte de este organismo supranacional para hacerlas cumplir".

"La justicia está incontestablemente del lado de Cuba y de la Argentina", escribió Chávez y agregó: "Si somos una nación de repúblicas, nuestra soberanía es de toda la Patria Grande, y debemos hacerla respetar".

A su turno, el jefe de Estado cubano y nuevo presidente pro tempore de la CELAC, Raúl Castro, también fue enfático al sostener que "las Malvinas son argentinas".

El presidente de Chile y anfitrión, Sebastián Piñera, destacó que su país "apoya absolutamente la soberanía argentina Malvinas".

El mandatario chileno reiteró así en la sesión plenaria un respaldo que ya le había expresado ayer a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en el marco de un encuentro bilateral que mantuvieron al termino de la cumbre entre los países de la CELAC y los de la Unión Europea (UE).

Durante el debate de mandatarios, también el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, manifestó su "solidaridad con el pueblo argentino en su lucha por la soberanía de las islas Malvinas".


Cargando...
 
Cotizaciones recientes
Símbolo Precio Variación % Cmb 
Los teletipos visualizados más recientemente aparecerán aquí automáticamente si escribís el teletipo en el campo "Ingresar símbolo/compañía" en la parte inferior del módulo.
Debés habilitar las cookies del navegador para ver tus cotizaciones más recientes.
 
Iniciá sesión para ver las cotizaciones en tus portafolios.