En la Argentina escasean los dólares que abundan en América latina

 

 

El hombre fuerte de la economía, Axel Kicillof, afirmó que por culpa de la crisis económica internacional hay que cuidar los dólares (si es necesario dentro de un cepo cambiario), para que no falten, por ejemplo, para pagar las importaciones de equipos que permitan acentuar el proceso de sustitución de importaciones.

Sin embargo, en América latina los dólares sobran.

Si fuera en términos agrícolas, hay un "efecto niño" (inundación de dólares) sobre la región y un "efecto niña" (sequía) sobre la Argentina, consigna el diario Clarín este domingo. De hecho, en el último año los países más importantes de América del Sur consiguieron dólares baratos, a largo plazo y a las tasas de interés más bajas de la historia.

Con Brasil a la cabeza, el chorro de dólares abundantes y baratos llega a Colombia, Perú, Chile y también a economías más modestas, como la Bolivia de Evo Morales y el Uruguay del "Pepe" Mujica .

En las últimas semanas, señala el matutino, dos hechos dejaron en "off side" a los que acá dicen que no hay dólares porque no se los puede imprimir acá. Bolivia volvió al mercado después de un siglo y se llevó u$s500 millones. Uruguay, esta semana, colocó un bono a pagar en 33 años. El año pasado, Perú había logrado tomar dinero a 40 años. Todos, a tasas que no llegan al 5%.

¿Y qué hacen con esos dólares? Desarrollan infraestructura para mejorar la competitividad de la economía, aceleran la búsqueda y extracción de materias primas (petróleo, gas, cobre, litio) o alivian el perfil financiero de los vencimientos de la deuda, detalla Clarín. En síntesis, le mejoran la vida a los ciudadanos.

La Argentina optó por el camino opuesto, el sufriente, el de "vivir con lo nuestro". Entonces se autoexcluyó de los mercados, y persigue cada dólar con rigor policíaco. "No se nos cayó el mundo encima, nos caímos nosotros, y nadie nos empujó", dice al diario uno de los consultores económicos más escuchados por las empresas. También lo dicen algunos funcionarios que, en estricta reserva, admiten que se está perdiendo la oportunidad histórica de conseguir fondos para mejorar la infraestructura productiva.

La obsesión por el supuesto desendeudamiento no parece estar rindiendo frutos. Argentina tiene el riesgo país más alto de la región , lejos, y encima pierde reservas, a la inversa del resto de los países.

La falta de dólares lleva a demorar las inversiones. Algunos casos puntuales: no hay soterramiento del Ferrocarril Sarmiento, y sí una tragedia con 51 muertos para falencias en la infraestructura ferroviaria.

YPF está semiparalizada en los procesos de exploración y ampliación de la producción. Las vías y caminos para mover la producción agrícola están hoy peor que hace 40 años.

El problema adicional, es que al cerrarse las puertas para el financiamiento del Estado, se cierran también las ventanas para las empresas. Es en cierta forma algo lógico: ¿quién va a traer un dólar al país si no se lo puede llevar? En los países de la región funciona el ida y vuelta. Entran dólares porque se pueden ir.

Este año ingresaron a Perú 9.200 millones, 13.500 millones a Colombia y 112.000 millones a Brasil , según datos públicos. En la Argentina, por el contrario, siguen saliendo los dólares, a lo que se suma el problema de la inflación, concluye el matutino.

 


Cargando...
 
Cotizaciones recientes
Símbolo Precio Variación % Cmb 
Los teletipos visualizados más recientemente aparecerán aquí automáticamente si escribís el teletipo en el campo "Ingresar símbolo/compañía" en la parte inferior del módulo.
Debés habilitar las cookies del navegador para ver tus cotizaciones más recientes.
 
Iniciá sesión para ver las cotizaciones en tus portafolios.